Hace poco vi en Dezeen una creación del colectivo Pangenerator: una especie de collar digital de luz que se proyecta en el cuello con el teléfono móvil. Sus creadores explican que, al igual que ya contamos con e-books y música digital, tal vez llegue el momento de sustituir las joyas físicas por otras digitales, lo que recuerda a una versión radicalizada de la clásica máxima de “menos es más”.

 

 

Sin llegar a esos extremos tan vanguardistas e inmateriales, lo cierto es que en los últimos tiempos hemos visto en Internet imágenes de piezas de joyería y bisutería muy delicada y fina, que parecen “fundirse” con la piel. Esta tendencia hacia un diseño más sencillo indica que las joyas ya no son ostentosos símbolos de poder y riqueza asociados a la burguesía o la realeza (me vienen a la mente Liz Taylor, con su gigantesco diamante; y el famoso anillo de pedida con diamantes y zafiro de Kate Middleton), sino pequeños y delicados símbolos de individualidad y feminidad moderna.

La francesa Repossi es una de las firmas que combinan materiales clásicos (oro amarillo y rosa) con sencillez contemporánea. El resultado es lujoso (sus anillos triples cuestan más de 2.000 euros), pero, paradójicamente, nada ostentoso. Su diseñadora explicaba aquí los motivos que la llevaron a crear una nueva estética: “No quería llevar joyas con las que me sintiera una burguesa, como perlas; quería ser más ‘chicazo’, me atraían cosas distintas (…). Creé la colección –Berbère – para chicas a las que no les gustaba la joyería, bien porque no se veían elegantes con ellas, o bien porque era demasiado ostentosa, demasiado burguesa o no lo suficientemente moderna (…)”.

 

 

Los famosos anillos múltiples de Repossi. Imágenes de Departement Féminin.

 

Aquí van varias muestras de firmas que, con diferentes precios y materiales, siguen la filosofía de Repossi y demuestran que las joyas también pueden ser cool y llevarse con deportivas:

 

 

¿Pueden las perlas ser modernas? Sí, o al menos eso es lo que demuestran las diseñadoras Sophie Bille Brahe (arriba) e Yvonne Leon (debajo) con sus creaciones protagonizadas por este bello material (foto de indtl.com).

 

En lo que respecta al diseño de joyas minimalistas, Maria Black puede que sea mi marca favorita. Las colecciones de esta diseñadora danesa están formadas por piezas de plata bañadas en oro con un diseño geométrico y de líneas puras, inspiradas en la arquitectura De Stijl.

 

 

 

De arriba abajo: anillo La Verne, collar Check y pendientes Wing, todo de Maria Black.

 

 

La firma noruega Bjørg también tiene el minimalismo y las líneas geométricas como seña de identidad, solo que lo combina con un diseño más orgánico, inspirado claramente en la naturaleza. De arriba abajo: anillos apilables en tres tonos (el clásico oro amarillo se sustituye por el gris) y anillo Bric-a-braque, chapado en oro rosa.

 

Otra firma interesante que utiliza perlas sin complejos es la alemana Saskia Díez, además de otros tantos materiales como la madera, la plata y el cristal, con los que crea joyas de todos los tamaños y colores.

 

Colgante de oro amarillo en forma de cuerno, de BRVTVS.

 

Anillo curvado de oro amarillo con ópalo, de WWake.

 

Anillo muy fino de plata con corazón, de Aurelie Bidermann.

 

 

Los colgantes de la colección Fun de Aristocrazy son ya todo un clásico. Puedes encontrarlos en plata, oro amarillo u oro rosa.

 

La fiebre por los complementos minimalistas también ha llegado a los relojes. Los más deseados tienen una caja ultra sencilla, correa de cuero y cierto aire masculino. Este es de The Horse.

 

 

 

Tematica de Canal: 
Moda

Moda

"La moda no es algo que sólo exista en los vestidos. La moda está en el cielo, en la calle, tiene que ver con las ideas, con la forma en la que vivimos, con lo que está pasando."
Coco Chanel

Secciones

Entradas Recientes

14:11 24/04/18
  | Visto 7,645 veces
13:20 10/03/18
  | Visto 2,113 veces
16:13 10/11/17
  | Visto 1,266 veces
10:55 17/10/17
  | Visto 4,181 veces