Hace unos meses, una noticia vergonzosa relacionada con la industria de la moda apareció en casi todos los medios: en Gales, una chica descubrió en la etiqueta de un vestido la siguiente nota: Forced to work exhausting hours (“obligados a trabajar durante horas agotadoras”). El vestido había sido adquirido en Primark, la cadena de tiendas irlandesa famosa por sus precios ultra bajos, precios que pueden deberse a la escasa inversión que realiza la marca en decoración de las tiendas y publicidad, aunque también, parece ser, a la subcontratación de mano de obra barata que trabaja en pésimas condiciones en países del tercer mundo. Aunque esta vez fue Primark la que salió terriblemente mal parada, es sabido que son muchas las marcas (algunas “low cost” y otras no tanto) cuyas etiquetas esconden historias de explotación e injusticia.

¿Qué puede hacer el consumidor ante esto? Creo que lo primero que debemos hacer es ser conscientes de qué es lo que compramos y cuál es su origen y, sobre todo, ser conscientes de que, muchas veces, un precio muy bajo supone en realidad un precio muy alto que habrán de pagar otros. La tragedia del derrumbe de una fábrica textil en Bangladesh,  además de poner en evidencia a varias empresas bien conocidas aquí, sirvió de duro recordatorio de una realidad que ya denunció Naomi Klein hace más de una década en No Logo, pero es necesario pasar a la acción y plantearnos en qué firmas merece la pena gastar el dinero. El reto es encontrar marcas de comercio justo con diseños actuales y atractivos, pero lo cierto es que las hay, y algunas muy interesantes:

 

Edun

 

No se puede hablar de la unión entre moda y filantropía sin hablar de Edun. Esta firma fue creada en 2005 nada menos que por Bono, de U2, y su mujer Alison, y, si no recuerdo mal, llegó a venderse en El Corte Inglés. Edun nació con la idea de promover el comercio en África a través de la producción de prendas en varios países del continente. Desde su aparición, la firma ha atravesado momentos difíciles, y en 2009 perdió parte de su independencia al ser parcialmente vendida al todopoderoso conglomerado LVMH. A pesar de todo, Edun parece haberse recuperado: actualmente vende en Barneys y Mytheresa, desfila en la New York Fashion Week, hace colecciones cápsula con firmas mainstream como Diesel y  cuenta con Danielle Sherman (The Row) como directora creativa.

 

 

Maiyet

 

La neoyorkina Maiyet es otra de las firmas que aúna perfectamente diseño de moda contemporáneo y un modelo de negocio ético. Tal y como dicen en su página web: “Maiyet es pionera en crear un nuevo lujo (…) que celebra habilidades artesanales excepcionales provenientes delugares inesperados”. En sus colecciones, Maiyet revive técnicas artesanales antiguas, y cuenta con el trabajo de artesanos de la India, Indonesia, Italia, Kenia, Mongolia Y Perú. Sus bellas y exóticas campañas, protagonizadas por modelos como Daria Werbowy, transmiten el aire multicultural de sus diseños.

 

 

 

 

Nudie Jeans

 

Nudie Jeans fabrica pantalones vaqueros unisex bajo lo que denominan “una producción responsable”. En su interesante y muy completa página web tienen un mapa en el que se detalla dónde se fabrican las prendas y accesorios de la marca, y aseguran preocuparse por que las fábricas que trabajan para ellos cumplan con todas las normas básicas de ética laboral y medioambiental.

Nudie Jeans rechaza la dinámica de “usar y tirar” que caracteriza al fast fashion y defiende el reciclaje y la reutilización. Además, la marca posee varias tiendas de reparación gratuita que garantizan que tus queridos vaqueros te acompañarán durante años.

 

People Tree

 

La firma inglesa People Tree, además de producir sus prendas y accesorios en varios países en vías de desarrollo, tiene vestidos bastante bonitos, aunque, eso sí, algo más caros de lo habitual.

 

En Pachacuti puedes comprar sombreros panameños realizados por mujeres de comunidades rurales en Ecuador.

 

N.u.s.k

 

N.u.s.k es una firma catalana muy joven que nació con el objetivo de ofrecer productos de comercio justo y a la moda sin sacrificar estilo y calidad. Su diseñadora, Sònia Tebé, tras varios años trabajando en Hoss Intropia y Sita Murt, decidió crear su propia firma, donde las colecciones seguirían los principios del slow fashion: un proceso creativo más lento, respeto al medio ambiente y a la salud y manufacturación local.

 

Titania Inglis

 

Titania Inglis es una diseñadora que realiza colecciones con un toque cool y alternativo siguiendo técnicas de producción ecológicas. Sus diseños son creados en un taller familiar en Nueva York utilizando materiales orgánicos provenientes de Japón e Italia. Entre las notables clientas de esta diseñadora cuyo lema es “menos (ropa), pero mejor” figuran Kim Gordon y Charli XCX.

 

Tematica de Canal: 
Moda

Moda

"La moda no es algo que sólo exista en los vestidos. La moda está en el cielo, en la calle, tiene que ver con las ideas, con la forma en la que vivimos, con lo que está pasando."
Coco Chanel

Secciones

Entradas Recientes

16:13 10/11/17
  | Visto 858 veces
10:55 17/10/17
  | Visto 3,752 veces
14:12 12/09/17
  | Visto 957 veces
16:40 10/08/17
  | Visto 3,373 veces