Hace unos meses, una noticia vergonzosa relacionada con la industria de la moda apareció en casi todos los medios: en Gales, una chica descubrió en la etiqueta de un vestido la siguiente nota: Forced to work exhausting hours (“obligados a trabajar durante horas agotadoras”). El vestido había sido adquirido en Primark, la cadena de tiendas irlandesa famosa por sus precios ultra bajos, precios que pueden deberse a la escasa inversión que realiza la marca en decoración de las tiendas y publicidad, aunque también, parece ser, a la subcontratación de mano de obra barata que trabaja en pésimas condiciones en países del tercer mundo. Aunque esta vez fue Primark la que salió terriblemente mal parada, es sabido que son muchas las marcas (algunas “low cost” y otras no tanto) cuyas etiquetas esconden historias de explotación e injusticia....Leer más

El pasado septiembre se cumplieron veinte años de la prematura muerte del irrepetible Franco Moschino, creador y diseñador de la firma italiana del mismo nombre. Curiosamente, este aniversario coincide con el renacer de la marca gracias a Jeremy Scott, su nuevo director creativo, y al éxito comercial de pequeños accesorios como fundas de móvil y cinturones vintage. Pero, ¿en qué se diferencia la firma surgida a principios de los 80 con la del nuevo milenio? Descubrámoslo: Franco Moschino nació en 1950 en Lombardía, Italia. Siendo muy joven, Franco llamó la atención de Gianni Versace, quien le contrató como ilustrador. En 1983 creó su propia marca, Moschino Couture, y a finales de los 80 nacería su segunda línea, Moschino Cheap & Chic.   Durante su carrera, Franco Moschino unió la profesión de...Leer más

  En el documental La gran burbuja del arte contemporáneo, Ben Lewis hablaba sobre la burbuja del arte contemporáneo, similar a la del mercado financiero y que sigue en plena forma en 2014. Mientras veía el documental, enseguida encontré cierta similitud entre los millonarios cuadros de Andy Warhol y Damien Hirst y los precios que establecían muchas firmas de moda de lujo. Aunque los 2 millones de dólares de una obra de Warhol no pueden equipararse a los relativamente modestos 3.500 € que cuesta un bolso de Chanel, creo que en ningún otro ámbito existe una distancia tan brutal entre el coste de producción de una mercancía, es decir, el que debería ser su valor real según los parámetros convencionales (mano de obra, tiempo invertido y materiales), y el precio por el que es vendido. Tanto los coleccionistas de arte como los asiduos a las...Leer más

¿En qué crees que debería consistir una web de street style? Para mí, el street style debería ser exactamente eso: una muestra de las muchas formas de vestir que podemos observar en cualquier ciudad contemporánea, incluso las de personas que creen no tener nada que ver con la moda, pero que aún así poseen un estilo diferente e innato. Sin embargo, la opinión de Max Berlinger, de The Business of Fashion (opinión que yo comparto), es que muchas de las webs de street style más conocidas (Tommy Ton, Stockholm Street Style) se limitan a fotografiar a asistentes a los desfiles –que saben que van a ser fotografiados y que en consecuencia se visten de manera que consiga atraer la atención de los fotógrafos, perdiendo así todo rastro de espontaneidad-, por lo que el resultado se asemeja más a un editorial tradicional de una revista...Leer más

Si te pidieran que describieras el zapato perfecto, este podría reunir las siguientes características: un color discreto, “ponible” (entiendo que el pragmatismo es una cualidad esencial en el prototipo de zapato “perfecto”), como pudiera serlo el negro o el beige; horma elegante, que siga la forma natural del pie; materiales caros, de calidad, duraderos, como una piel de napa de superficie brillante y lustrosa; diseño atemporal, más bien clásico (pero sin que por ello deje de ser moderno), lo que podría traducirse en un par de bailarinas, unos stilettos o unos botines. En cuanto al tacón, si lo tuviera, lo lógico sería apostar por uno razonablemente equilibrado en cuanto a sus proporciones, es decir, ni muy ancho ni muy fino; ni muy alto ni muy bajo, aunque es muy posible que el resultado final variara según las preferencias personales. Si...Leer más

Facebook, Twitter, Instagram, smartphone, tablet… ¿alguna vez te has parado a pensar cuántas veces al día mencionas estos neologismos inexistentes hace tan solo una década? En una sociedad hipertecnologizada, en la que la tecnología forma parte de nuestra vida diaria, es lógico que también esperemos que la potente industria de la moda no tarde demasiado en incorporar todos estos fascinantes avances. De hecho, lo hace: desde en la forma en la que accedemos a ella (con los vídeos de los desfiles retransmitidos en streaming), hasta la forma en que la consumimos (aquí la impresión 3D abre un camino totalmente nuevo), sin olvidar, claro está, las enormes posibilidades creativas que supone adelantarnos al futuro. Estas son algunas de las ideas más interesantes de la moda más vanguardista y sci-fi:     Año 2006. Kate...Leer más

“Moda es lo que pasa de moda”, dijo Coco Chanel, y con esta frase resumía muy bien el carácter elusivo de las tendencias. En la búsqueda de nuevos referentes para vestirnos, muchos diseños que antes nos proporcionaban esa sensación de novedad ahora ya no nos atraen tanto, aunque bien es cierto que algunos de ellos conseguirán seguir captando la atención del público y, en consecuencia, podremos seguir viéndolos en las tiendas y las calles. Eso sí, es difícil detectar (y más aún adelantarse) las señales de los gustos colectivos. Aunque muchas publicaciones de moda se aventuran a predecir o anunciar supuestas nuevas tendencias –“este año será el año del rojo”, o “vuelven los tacones bajos”-, al final siempre es el público, los consumidores de moda, los que deciden...Leer más

Ahora que estamos a las puertas del nuevo año, he decidido dedicar una nueva serie de artículos a la fotografía de moda. Talentos como el de Guy Bourdin, Steven Klein, Solve Sundsbo y Paolo Roversi son demasiado notables como para dejarlos al margen, y, además, en ocasiones ellos suponen la primera toma de contacto de muchos futuros aficionados al mundillo, como me pasó a mí. Con sus magníficos editoriales para revistas y otras publicaciones y sus campañas publicitarias, estos fotógrafos de moda demuestran que no se limitan a crear imágenes comerciales; en muchas ocasiones, su trabajo supone una visión muy distinta de las creaciones de moda, las cuales pasan a ser hilos conductores de narraciones visuales en las que no existen –o no deberían existir, al menos- los límites creativos. De entre el selecto club de “fotógrafos...Leer más

¿En qué pensamos cuando nos vestimos? En realidad, la pregunta debería formularse así: ¿en quién pensamos cuando nos vestimos? Si atendemos al aspecto creativo, identitario y expresivo de la moda, podríamos responder que para nosotros mismos, para sentirnos bien en nuestra piel poniéndonos algo que nos gusta y nos protege del frío (o nos refresca en verano), pero también para expresar algún aspecto de nuestra personalidad o, por qué no, el estado de ánimo que estemos experimentando en cada momento. Sin embargo, si analizamos el acto de vestirse desde un punto de vista sociológico, podemos llegar a la conclusión de que no solo nos vestimos para nosotros mismos, sino también para los demás, por mucho que nos consideremos autónomos e independientes en cuanto a nuestras elecciones personales. Consciente o...Leer más

Los diseñadores de moda siempre han buscado inspiración en otros lugares. Desde Paul Poiret, que popularizó una estética que idealizaba Oriente y tomaba como inspiración principal el cuento de Las mil y una noches, hasta las famosas colecciones de Yves Saint Laurent que referenciaban a África, los creadores de moda, lejos de conformarse con proponer una noción limitada, jerarquizada y egocéntrica de lo estético, enseguida abrieron sus miras y buscaron nuevas formas de expresión precisamente en la forma en la que se expresaban otras personas pertenecientes a diferentes culturas.  En sus eclécticas y excéntricas colecciones de Alta Costura para Dior, John Galliano se veía liberado de la presión por hacer “comercial” la marca (nadie compra Alta Costura, salvo contadas –y muy adineradas-  excepciones), por lo que...Leer más

Moda

"La moda no es algo que sólo exista en los vestidos. La moda está en el cielo, en la calle, tiene que ver con las ideas, con la forma en la que vivimos, con lo que está pasando."
Coco Chanel

Secciones

Entradas Recientes

16:05 23/06/18
  | Visto 18 veces
14:11 24/04/18
  | Visto 7,678 veces
13:20 10/03/18
  | Visto 2,129 veces
16:13 10/11/17
  | Visto 1,282 veces